La crisis política tiende a profundizarse